Galletas de Mantequilla sin Harina

  • Galletas de Mantequilla

  • Galletas de Mantequilla
    con Chocolate

  • Galletas de Mantequilla
    con Nuez

  • Galletas de Mantequilla
    con Mermelada

  • Galletas de Mantequilla
    con Azúcar Glass


  • "Galletas de Mantequilla sin Harina"

    Receta de Galletas de Mantequilla sin Harina





    Estas galletas de mantequilla sin harina son ideales para todos aquellos que no puedan tomar harina de trigo, ya que las vamos a hacer sin este ingrediente. Son unas galletas muy especiales pero que están muy ricas.



    Ingredientes galletas de mantequilla sin harina:

    - Mantequilla de maní sin sal, un vaso
    - Un huevo grande
    - Azúcar blanca, un vaso
    - Esencia de vainilla, 1 cucharadita
    - Sal fina


    Preparación:

    Si en casa tienes algún familiar celiaco o tienes alguna visita de alguien que lo es, esta receta te va a resultar interesante porque puedes hacer con ella unas estupendas galletas de mantequilla sin harina que están muy ricas. Te mostramos la receta lo más detallada posible para que te animes a prepararla.

    Para hacer estas galletas de mantequilla antes de nada vamos a encender el horno, para que cuando lo necesitemos esté a la temperatura deseada, debes ponerlo a 200 grados. También podemos ir preparando la bandeja del horno, la vamos a forrar con papel especial de hornear para que las galletas no se peguen a la bandeja.

    Una vez hecho esto vamos a echar en un bol grande la mantequilla de maní a temperatura ambiente, importante que sea sin sal, el huevo previamente batido, el azúcar y una cucharadita de vainilla y otra de sal fina. Batimos para mezclar todos los ingredientes. Si empleas una batidora de varillas automática será más fácil mezclarlo todo, ya que se va formar una masa pastosa y densa.

    Cuando la masa se haya mezclado bien, haz una pelota con ella, o varias más pequeñas, que vamos a colocar entre papel transparente, con la ayuda de un rodillo vamos a estirarlas sobre una superficie lisa, y las dejaremos con un grosor de medio centímetro más o menos. Una vez lo hayas hecho con todas las bolas de masa, utiliza unos cortadores de masa de esos que venden con diferentes formas y comienza a sacar las galletas y colocarlas en la bandeja de horno.



    El horno ya debe haber alcanzado los 200ºC, así que introduce la bandeja con las galletas en el interior y hornea durante unos 10-12 minutos. Una vez que están doraditas, las sacamos y dejamos enfriar antes de comerlas. Mejor déjalas enfriar encima de una rejilla, para que se enfríen uniformemente.